26 jul. 2010

Carta de despedida...



Imagen: by_reynaud

Ya pasaron tres años, y aún parece que la forma de tu cuerpo se marca en nuestra cama, 
tu perfume impregnado en tu ropa aún intacto.
Un reloj anticuado que está en tu lugar, tu cuaderno con números telefónicos, tus anteojos...
A veces siento, que tu calor es el que me cubre de este manto de frialdad que corre por todo mi cuerpo.
Veo a nuestras hijas y nuestro único hijo y parece mentira que hubiera pasado tanto tiempo...
Sus vidas conformadas con sus respectivos maridos, y esposa. 
Y tu secta nieta que ya va a cumplir 3 años.
Sí, tenés otra nieta, sé que hubieses estado feliz de la noticia, pero no sé porque nunca dijeron nada... Porque prefirieron callar un secreto tan precioso y tan tierno.
Cuándo la veo venir corriendo con pequeñitos pasos se me llenan los ojos de lágrimas... Porque sé que no estás acá conmigo...
O cuándo escuché sus primeras palabras...
o cuándo nos abrazamos, sé que no lo podés hacer... Y ese me parte el alma.
Cada 26 de todos los meses del año, trato de recordar de la mejor manera todo lo que vivimos, todo los problemas que tuvimos que afrontar, todas las lágrimas que te quite, porque a pesar de que nuestro matrimonio llevaba muchos años...
Cometí muchos errores, y vos estabas ahí,para aguantar mis peores facetas y lo mejor es que nunca me dejaste. Y te lo agradezco de todo corazón.
Siempre estuviste para tomar mi mano, para acariciar mi cara y borrar cada cicatriz de mi sufrimiento.
¿Sabes que es lo que más recuerdo?
La llegada de nuestra primera nieta... Cuándo mis ojos se desviaron hacia tu cara, vi como tus lágrimas de alegría inundaban ese día lluvioso.
Y ella es quién más sufre tu partida. 
Estuvo todo el tiempo con vos, y el día que supe que no estabas conmigo. Estaba en un rincón acurrucada en sus propios brazos tapándose la cara, con los ojos hinchados de tanto llorar. Y yo no sabía que hacer...
Pero... quiero borrar todo eso, porque no creo que lo pueda soportar mucho tiempo más...
Cada mediodía se hace tan pesado, 
sólo te pido una cosa... 
Ayudame a atrapar nuestra historia en un momento, para que nunca más sienta esta falta agónica de tus ojos, de tu voz, de tu calor palpando en mi cuerpo.
De cada charla nocturna, 
y por sobre todo de nuestra manera única de amarnos.




Te amo, tu esposo René.

25 comentarios:

  1. Hola Marina:) qué historia más triste!! Pensar y vivir la separación de la persona a la que amas es muy duro, muchos besos!! Cuídate mucho!! :)

    ResponderEliminar
  2. solo me reconforta pensar que ya se volveran a aencontrar.
    Un saludo gigante desde la lejania.

    ResponderEliminar
  3. holas marina...tomaste el lapiz con el pensamiento de un hombre y te salio genial...esta carta tiene muchisimo de vos..de tu vida de tus dolores...
    ojala un día puedas escribir esa carta desde vos misma...
    te dije no iba a aguantar mucho sin escribir acabo de publicar algo nuevo en el blogs ais q pasate si keres
    un besote q andes bien!!
    David.V.

    ResponderEliminar
  4. Te juro que cada vez me sorprende mas tu forma de "entrar" en otra personalidad, otro personaje, no importa la edad, la situacion, la vida, y poder expresarte de una manera que llega al alma. Es realmente hermoso.
    Excelente texto, como siempre.

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Que triste :S
    Gracias por tus comentarios en mi blog.
    Saludos

    ResponderEliminar
  6. Que hermoso, a todos nos gustaria tener una historia así y que nos recuerden de tal manera. (:*

    ResponderEliminar
  7. creo igual que sandoca...
    hay veces que la tristeza no se la puede ocultar, ni evitar.
    nadie te quita tu derecho de extrañar añorar.
    Ahora, tambien puedes recordar conalegria... los momentos buenos.

    Y lo del amor ...

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Ohh.. que triste, lo de la nieta fue lo peor...
    Besitos! Está preciosa la cabecera!

    ResponderEliminar
  9. Que dolor, tristeza!!!! No sabes como he llorado!!!!

    En serio! me emocioné hasta las de San Pedro...

    ResponderEliminar
  10. Yo el 27 de cada mes,casi jajaja ...
    También precioso, ya ni se lo que decirte xD... Pero que haríamos sin el amor?? El amor es sufrir, y solo considero bonito sufrir, cuando es por amor. Cuando no lo siento me quedo como "vacía".

    Y si, también los escucho, metallica un montón y nightwish los conozco aunq nunca me he puesto a escucharlos a fondo...ya lo haré ;D
    Besitos, y que menos, si la que tiene que mantener los 328 seguidores eres tú :] jaja

    ResponderEliminar
  11. Que tristeza, pero bonito al fin y al cabo.
    saluddos;

    ResponderEliminar
  12. Que triste...
    Pero son esas las historias que hacen que aprendamos muchas cosas de las relaciones y de la vida misma...
    La foto, la mejor para el texto.

    No, no me compre el cuaderno. Mas adelante. Vos si?

    Besos amiga!

    ResponderEliminar
  13. Ojala ella pudiera regresar a su lado... Esto me puso triste.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  14. Auch,que triste.Que tierno a la vez.Eso es el amor,todo eso que nunca dejará de pasar al que lo siente.Abrazos!!!

    ResponderEliminar
  15. QUÉ LINDA FOTO PARA TAL CARTA, DIOS MÍO.

    UN BESO MARINA, TE ESPERO EN LA PRÓXIMA ENTRADA.

    http://malatendida.blogspot.com :)

    ResponderEliminar
  16. Marina!! Que triste, pero que bonito cariño... me encanta como escribes, de verdad :)!

    Un besito muy muy fuerte

    ResponderEliminar
  17. Creo que las historias de amr no compensan si al final terminamos tan tristes : (

    ResponderEliminar
  18. Sabes meterte en la piel de cualquier personaje, y eso es difícil :) me has dejado sin palabras... qué bonito y triste a la vez.
    Gracias por escribir así de bien.

    Besos :)

    ResponderEliminar
  19. Qué pena :(
    Seguro que algún día vuelven a encontrarse, y su historia será retomada donde la dejaron.

    ResponderEliminar
  20. Parece que cada forma de amarse es única. Y sin embargo, también, las historias parecen repetirse hasta el infinito.

    ResponderEliminar