25 jul. 2009

Tan real


¿Quién te ha preguntado, si yo te extraño?

¿Quién se ha dado cuenta que siempre me mentiste?

Me cuesta creer que aún sientes que vos sos único para mí, que sos lo más lindo que me ha sucedido.

Pero me cansé de tus mentiras, me cansé de tus vueltas, me cansé de tus suposiciones.

Y aunque en su momento, moría por verte, moría por besarte, hoy me arrepiento de haber sentido eso mismo. Algo sin sentido.

No sé si será lo mejor… Pero quiero desaparecer de un mundo al que no pertenezco.

Quiero sentirme libre.

Quiero sentir esa sensación que nunca he sentido.

Quiero acabar el día de la mejor manera.

Pero nada se hace posible. Nada.

Me he cansado de fingir mi mejor sonrisa. Cuando mi corazón me pide a gritos que no sufra más. Porque no lo soportaría.

Odio creer que algún día te quise.

Odio creer que algún día creí en tus palabras.

Odio creer que cuando mis ojos te veían, mi corazón lo demostraba.

Lo tengo que aceptar por más que me duela decirlo.

Nadie sería capaz de fijarse en mí, nada podría hacerme feliz, nadie podría darme nada de lo que todos quieren. Amor.

Nadie ha logrado ver, nada lindo en mí.

Nadie se ha atrevido a decirme lo que siente.

Sólo él lo hizo, y me mintió. Aunque hoy lo recuerde, aunque lo quiera ver, nada puedo hacer, nada ha quedado.

Yo sé que hice lo mejor, dejarlo ir, porque nada se merecía de mi, nada que nunca podría dar.

Nada que pude haber sentido, nada que pudo haber deciado.

Solo quiso lastimarme.

Mis emociones, poco le importaban.

No hay comentarios:

Publicar un comentario