1 nov. 2011





"Hace unos cuántos meses que vengo sintiéndome un poco rara, siento que falta la pieza del ROMPECABEZAS, y la estoy tratando de encontrar en mis respuestas...
Yo se que vos me entendés, que no faltarían palabras mudas en cartas con renglones vacíos, que no faltará oportunidad para volver a encontrarnos, y eso es lo que me mortifica en estos momentos, porque al fin entendí que todavía tengo que estar acá, y vos en lo que denominamos "cielo" NUESTRO CIELO, tu cielo. 
Pero yo me convenzo de que la vida me tiene algo mejor, que existen RAZONES, que existirán momentos que guardaré en mi corazón hasta los últimos momentos de mi vida.
Abuela, tengo que empezar a dejarte ir, a dejarte descansar en paz, a no volver a llorar de tristeza, tengo que tener el valor de mirar una foto tuya y llorar de felicidad, y aunque por el momento no lo pueda hacer, sé que lo haré...
Porque hay sentimientos como el nuestro, ÚNICOS, te amaré hasta el final de mis días."


Podremos renacer en cada amanecer, podremos cubrir nuestros ojos con las mentiras más creíbles, pero nadie podrá borrar todo lo que sentimos...

7 comentarios:

  1. Esa última frase me ha dejado flipando, que razón...
    Claro, yo también sé que en algún momento podrás mirar una foto suya y llorar de felicidad. Yo en cierta parte lo he conseguido, no es díficil en verdad, porque ella te ha dado cosas que casi nadie te ha dado, yo diria que nadie y por eso deberías sonreír, porque se ha ido pero ha dejado demasiadas cosas aquí, como para hacer que la olvides. No estés mal, ella, allá donde esté desearía que estuvieras bien y yo también lo deseo.
    Un beso enorme! :)

    ResponderEliminar
  2. Hay personas que quedan para siempre :) están en nosotros.

    ResponderEliminar
  3. Dios, la ultima frase me ha calado hondo a mi..
    besazos♥

    ResponderEliminar
  4. Así es como me gusta ver el blog!!! Me emociona mucho, te juro!
    Me trae recuerdos lindos, y si me detengo a pensarlo caigo en la cuenta de que te conozco hace ya mucho tiempo, que fuiste vos quien me abrió las puertas de este maravilloso mundo, y tengo que agradecértelo muchísimo. Enserio.
    Siempre me encantó el hecho de que tomaras algo tan simple como un fondo blanco y una foto, y lo convirtieras en toda una belleza para quienes te leemos. Recuerdo también cuando subrayabas, remarcabas en negrita, tachabas, y eso le daba todo un toque diferente y muy expresivo a cada texto que subías. Te acordás en el fotolog?
    Por todo eso es que te decía que para mi tu blog ERA BLANCO, y ahora que vuelvo a verlo así, siento que volviste a ser esa que no escribía tanto desde "ese tramo de tu pasado", sino desde experiencias de amor, y demás cosas que hayan o no formado parte de tu vida.
    Y a todo eso lo puedo relacionar con tu texto de hoy, y, aunque siempre me pone triste cuando le hablas a ella, en esta oportunidad siento algo de felicidad y alivio, porque dejar ir a una persona es, sin duda, lo que más cuesta hacer en esta vida.
    Hace mucho escribí un texto donde me refería a lo mismo, a dejar ir a mi papá, y todo lo que sentía por tener que hacerlo, y me costó mucho escribirlo y sentirlo, así que por eso se todo lo que implica para vos haberlo hecho.

    Un beso enorme amiga.

    ResponderEliminar
  5. Quizás sea esa la magia de los sentimientos: Que nunca se borran. Aunque los tristes deben dejar paso a los felices, para que, sobre todo ella, te vea sonreír. Un beso Marina

    ResponderEliminar
  6. Que lindo post, me gusto.
    Buen blog, te sigo.

    ResponderEliminar
  7. Todo se borra.
    Me encantan las entradas que acaban con una frase tan deslumbrante.
    Que nostalgia...
    Un saludo y gracias por pasarte!

    ResponderEliminar