4 sept. 2010

Renaciendo...





He tratado de esconder mis lágrimas detrás de las emociones pasajeras, tan pasajeras como un tren en pleno navío desconocido...
Trato de mentir a mis lágrimas, y sé que... el tiempo se va a acabando, como un sentimiento tan profundo como este...
Cierro los ojos, seco mis lágrimas... y soy sincera por primera ves en tanto tiempo conmigo misma... 


Desperté como cada mañana en plena soledad, con estrellas pegadas al techo (que solamente se ven en plena oscuridad), miré el celular y el reloj marcaba: 06:45 hs, comienza un nuevo día...
Tomé mis jeans negros, mi bolsa negro, traté de dibujar una sonrisa falsa en mi cara. Caminé lentamente hasta la parada del colectivo, llegué... y ahí estaba... pude mirarme a mi misma por primera vez...
Niña tierna (en lo profundo), pero siempre demuestro que soy fuerte, de mal carácter... y aunque... nunca nadie lo supo, me siento tranquila... ¿Por qué? Es fácil sentirse atrapada en la discordia de una pelea que transcurre en momentos obvios... y no tan obvios... 
Siempre tratando de encontrar razones para ocultarse... pero llegado el momento, no se puede fingir... No hay motivos suficientes para llorar, y es donde surge esa persona que quedó tapada por mi misma, 
sola... Recuerdo, que sonreír no se me dificultaba...podía abrirme a mi misma las veces que sean necesarias, pero... sin razón aparente, me escondí tanto que... a pesar de los resultados, siempre algo se modificaba en mi persona.
No sé quién soy realmente, a veces... siento la necesidad de ser feliz, pero otras no.
Recorro lentamente mi casa, y de re ojo, veo fotografías... trato de que mi mirada se desvié directamente en otra dirección, 
y vuelvo a mentirte...


Han pasado 3 años, y varios meses. No llevo la cuenta exactamente, pero sé, que... cada día me levanto por ella, mi cuerpo ya está cansado de tantas cosas...
Pero hoy... solo por hoy, fui sincera... 
No con todos, pero sí... conmigo misma...


A veces sólo es cuestión de tiempo, tiempo para olvidar, para volver a sentir... y para renacer como el sol de cada mañana...




Pd: Sé que estoy demasiado desaparecida de mi blog, no se dan una idea lo que extraño escribir, siento la necesidad enorme de escribir, pero los tiempos son tan cortos, que no me lo puedo dar. Ojala que mi residencia acabe pronto, y pueda volver a la normalidad... 
A veces cumplir nuestros sueños, necesita que renuncies a otros... Espero que estén muy bien!

15 comentarios:

  1. hay tanta fuerza en tus palabras que no deja de sorprenderme, yo tambien ando desaparecido. pero aca estamos, no?

    un saludo desde la lejania.

    ResponderEliminar
  2. muui lindo lo q escribiste...
    es mui bueno dejar de mentirse a uno mismo peo muchas veces duele... por eso es mas comodo vivir en una mentira creada... igualmente la verdad lastima solo en pricipio..
    besoss!!
    :)

    ResponderEliminar
  3. Se te echaba muchisimo de menos, me ha sentado muy bien volver a leerte de nuevo :)

    Un besazo Parisino(h)

    (Precioso texto)

    ResponderEliminar
  4. Me hiciste que te imaginara y más si miro esa foto...

    Estas haciendo lo que mas te gusta y eso es lo bueno. Muchisima suerte.

    Te quiero mucho Mari!

    ResponderEliminar
  5. wow que bonitas palabras, yo se que son tristes pero como ahora dices y lo mas importante es ser sincero, como lo que haz escrito, o eso creo yo...
    hay muchas frases que me han gustado mucho y me han dejado aparte pensando bastante...
    linda reflexion, y suerte con todoooo!!
    besotes

    ResponderEliminar
  6. Yo extraño hablar contigo Marina
    Ya habrá tiempo, te lo aseguro ^^

    p.d: Extrañaba tus textos .-

    ResponderEliminar
  7. Hola :)
    estoy recomenzando mi blog, espero
    te suscribas nuevamente y podamos leernos, te dejo besitos
    Adios.

    ResponderEliminar
  8. he estado leyendo diferente entradas de tu blog, y escribes muy bien, te sigo ¿Va?

    saludos.

    ResponderEliminar
  9. Lamento no poder contestar a ninguno de sus comentarios, pero gracias por estar aquí, ni bien tenga un poco de tiempo, responderé a cada uno de sus comentarios...

    ResponderEliminar
  10. El tiempo lo cura todo, Marina :) es bueno que siempre haya una razón por la que seguir adelante y levantarnos cada mañana... ¿qué sería de nosotros sin una razón para vivir? Dentro de nosotros mismos hay mucho más de lo que creemos... :)

    Un beso enorme!

    ResponderEliminar
  11. esas palabras tan cargadas de sentimiento, como siempre.
    Y sí, para cumplir algunos sueños, siempre tendrás que renunciar a otro.
    que todo este bien, muá.

    ResponderEliminar
  12. Definitivamente, necesito una tarde de absoluta sinceridad conmigo misma.

    besoos,
    de vuelta por este emundillo!

    ResponderEliminar
  13. Es por algo que logramos estar fuera por completo y por momentos.. ya nos veremos luego..

    ResponderEliminar